. .

Artículos técnicos

Interacciones que pueden sufrir los buques




Leer artículo completo



Capitán Eduardo Gilardoni

Navegando en aguas restringidas lateralmente

Se producen importantes alteraciones evolutivas cuando un buque navega a velocidades importantes cerca de un veril, banco, muelle o costa, como así también cuando dos buques se cruzan o sobrepasan. Ello se debe a las zonas de presiones y depresiones que se generan alrededor de su carena.

Dichas diferentes presiones se manifiestan por las distintas alturas del nivel medio del agua que lo rodea, como apreciamos en la figura de la derecha. No es necesarío que la carena los toque fisicamente para que sienta el rechazo del mismo

La sobrepresión en proa hace que cualquier objeto flotante sea despedido hacia afuera de la trayectoria del buque y en forma análoga la proa será rechazada por un sólido de mayor volumen como ser el veril del canal. La zona de menor presión atraerá los objetos flotantes de menor volumen que el suyo, pero el casco es a su vez es atraído por los de mayor volumen. Veamos a continuación estudios que se realizaron con un modelo en escala correspondiente a un buque de aproximadamente 220 m de eslora, que navegaba en un canal de 150 m. de solera, recostado a 18 m. sobre su veril de babor.

Cuando un remolcador está trabajando acoderado a un buque con una línea de proa pasada

Es decir: El veril succiona el buque pero empuja la proa hacia el veril opuesto. De lo expuesto podemos extraer que cuando un buque debe de navegar bien próximo a un veril o costa deberá mantener su timón ligeramente hacia la banda que le está produciendo el rechazo para compensar de esa forma el efecto de la expulsión de proa y la succión en la popa. Esto lo podemos visualizar en el axiómetro: El timonel deberá tener cargado ligeramente el timón hacia la banda del veril para mantener el arrumbamiento del canal...




Leer artículo completo